Juan Schiaretti, actual gobernador peronista en Córdoba, logró un triunfo contundente en las elecciones provinciales, mientras que el Gobierno nacional sufrió un duro revés por la escasa adhesión de votos a Cambiemos.

El gobierno nacional aguardó los resultados finales de los comicios luego de la ruptura de Cambiemos a nivel local y la decisión de Mario Negri y Ramón Mestre de competir por separado. Con el 98,45% de mesas procesadas, Schiaretti se imponía ampliamente con el 54% a Mario Negri, que cosechaba apenas el 17,78% y a Ramón Mestre, que obtenía un 10,94%. Según autoridades provinciales, votó más del 66% del electorado de Córdoba.

El peronismo recuperó la ciudad de Córdoba después de 43 años. “Estoy seguro de que Martín Llaryola va a hacer una gran gestión a favor de esta querida ciudad capital”, dijo.
“Hemos obtenido la mayor diferencia desde la vuelta de la democracia”, agregó el mandatario.

“Ni por asomo esa diferencia nos hará caer en ninguna arbitrariedad, ni nos hará creer que nos dieron la suma del poder público ni que tenemos la verdad en nuestras manos. Este triunfo nos impulsa a ser como siempre fuimos”, sostuvo.

“La característica de nuestra coalición es que cuida a Córdoba y a los cordobeses y los peronistas que formamos parte. Somos y pertenecemos al peronismo federal, republicano y democrático, porque estamos convencidos de que no habrá república en la Argentina sin el peronismo, y no habrá futuro para el peronismo en la Argentina si no es republicano”, añadió.

DEJA TU MENSAJE

Por favor ingresa tu comentario
Por favor introduzca su nombre acá